Archivo de la etiqueta: descubrimientos

Se encuentras cepas de la gripe aviar en la Antártida

El descubrimiento de una nueva cepa de la gripe aviar en pingüinos de la Antártida ha causado una gran preocupación a nivel mundial ya que el virus está llegando al continente helado más a menudo lo que se pensaba gracias al vuelo de las aves migratorias.

Los investigadores australianos ayudaron a descubrir la nueva cepa de la gripe aviar en el pingüino de barbijo en 2015, la búsqueda concretó que habían similitudes sorprendentes a una cepa de América del Norte, lo que significaba que se había introducido en la Antártida recientemente. El virus fue detectado por primera vez en la Antártida en 2013, pero el descubrimiento de la nueva cepa ha planteado una señal de alerta a la vulnerabilidad de los pingüinos a la gripe aviar y su capacidad para llegar a la Antártida.

La nueva cepa de gripe aviar H7N7 se descubrió que podía representar una amenaza para los seres humanos y un reputado profesor del Instituto Peter Doherty con sede en Melbournepara Infección e Inmunidad, dijo que los científicos habían pensado previamente que el virus rara vez había llegado a la Antártida.

Lo que el hallazgo más reciente muestra es que los virus consiguen llegar hasta aquella remota zona más a menudo de lo que pensamos y es una señal de alerta hacia el futuro, nuestra preocupación con esto es que los virus han sido en el último par de años bastante mortales para ciertos tipos de aves.

La gripe aviar no ha hecho que enfermen los pingüinos, pero el hecho de que hayan llegado hasta la Antártida es de interés para los científicos. Los científicos afirman que la única cepa de la gripe que se encontró en 2013 también fue detectada el año siguiente, lo que podría significar que podría sobrevivir debajo del hielo durante el invierno hasta que en los meses de verano regresaban a la zona pingüinos migratorios

Se cree que varios pájaros migratorios, incluyendo la golondrina de mar del Ártico pueden ser los culpables más probables de la entrega de los virus de la Antártida.

Las enfermedades se propagan en semanas, pero la investigación de la epidemia lleva años. Esto debe cambiar. Las aves pueden interactuar con las granjas de aves de corral infectadas con la gripe aviar en América del Norte y del Sur, antes de regresar a la Antártida.

Mientras que de momento la gripe no ha hecho mella en los pingüinos y todo indica que no están enfermos, el hecho de que los virus hayan llegado en la Antártida preocupa a los científicos. El impacto de un virus de esta magnitud causa la muerte o enfermedad grave en las aves y tendría un impacto muy devastador. La comprensión de cómo la gripe aviar ha alcanzado la Antártida ayudará a proporcionar una visión más clara de cómo el virus se movió en todo el mundo.